La última aventura de Hernán Cortés

La última aventura de Hernán Cortés

Todos conocemos las hazañas de Hernán Cortés, uno de los conquistadores españoles más importantes de la historia. Su hazaña más famosa fue la conquista del Imperio Mexica, la cual ya hemos contado en profundidad anteriormente en este blog (puedes verla haciendo click aquí), pero sería un error pensar que eso fue todo lo que legó a la historia del Mundo.

En esta ocasión, vamos a hablar sobre las últimas expediciones que realizó tras la caída de Tenochtitlán hasta que llegó el momento de su muerte. ¿Quieres saber cómo fueron los últimos días de Hernán Cortés? Sigue leyendo a continuación.

Camino a Las Hibueras

Cuauhtémoc, el último emperador azteca
Cuauhtémoc, el último emperador azteca

Tenochtitlán había caído. Tras un sitio de 75 días a la ciudad los mexicas cayeron en combate y los tlaxcaltecas aliados de los españoles recibieron sus recompensas prometidas. Finalizada esta conquista, Cortés sabía de las riquezas de Las Hibueras (actual Honduras) así que en 1524 envió una expedición de cinco navíos y un bergantín comandados por Cristóbal de Olid, uno de sus hombres de confianza, con 400 hombres. Sin embargo Olid traicionó a Cortés al pasar por Cuba, pactando con su enemigo Diego de Velázquez el cual le prometió nombrarlo gobernador de Honduras. Enterado Cortés de la situación, decide partir él mismo hacia Las Hibueras llevando consigo a Cuauhtémoc y otros mexicas para evitar posibles sublevaciones.

Ya habiendo llegado a tierra en Veracruz, puso Cortés rumbo a Tabasco (por donde había de pasar para llegar a Honduras) cuando se enteró de una conjura que los mexicas estaban urdiendo contra los españoles, por lo que Hernán Cortés se vio en la obligación de detener e interrogar a los sospechosos. Quedó claro que Cuauhtémoc fue uno de los principales responsables de aquella afrenta, por lo que él y los otros líderes mexicas fueron ejecutados.

Continúa la expedición cuando se topan con los mayas itzáes, un pueblo emigrado hacía varios siglos. Estos recibieron a los españoles puesto que habían escuchado historias de sus hazañas, y pactaron la paz. Cortés les firmó un salvoconducto para que mostrasen a futuros viajeros españoles y así mostrarles que eran amigos de la Corona. Partieron los españoles dejando allí a un caballo herido que el líder maya prometió cuidar. Y curiosamente, casi 100  años después (1618) los monjes franciscanos que visitaron la zona encontraron a los descendientes de aquellos mayas adorando a un caballo de madera.

Siguieron su camino en dirección a Nito (Guatemala) donde tras un breve enfrentamiento se asentaron durante unos días, y allí fue informado de la muerte del traidor Cristobal de Olid. Según se enteró, su primo Francisco de las Casas que había ido a Honduras a castigar al traidor, tomó prisionero a Olid y lo degolló durante una cena. 

Un asedio de 12 años

Hernán Cortés
Hernán Cortés

Enterado ya de la muerte de su enemigo, Cortés pone rumbo directo a Naco, en la actual Honduras, donde las tribus vecinas Papayca y Chiapaxina los recibieron amistosamente. Sin embargo esta paz fue corta, ya que pronto comenzaron las hostilidades. Para resguardarse, Cortés fundó la Villa de Trujillo en 1525 en las cercanías de la zona de los lencas, aliados de las otras tribus, y comenzó una guerra por la conquista que duraría doce años hasta que en 1537 los españoles consiguieron derrotar a los lencas.

Ya conquistada la zona llegaron a la villa de Trujillo fuerzas españolas comandadas por el fundador de Nicaragua Francisco Hernández de Córdoba, y al escuchar las historias sobre las riquezas de aquellas tierras se interesó Cortés en su conquista. Sin embargo esto no pudo ser, ya que mientras preparaba la expedición fue informado de la situación de amotinamiento en la Ciudad de México y decidió cancelar la expedición para volver y apaciguar la situación. 

Las cuatro expediciones

Nuño de Guzmán
Nuño de Guzmán

En los años posteriores Hernán Cortés patrocinaría diversas expediciones, aunque estas ya no terminaron tan bien como las anteriores. Ya con el título de marqués del valle del Oaxaca se le prometió el gobierno de los futuros descubrimientos en el mar del sur, y por ello envió dos embarcaciones para explorar en aquella zona. Sin embargo ambos navíos fueron presos de una tormenta, sin que se supiera nada más de ellos. Los pocos supervivientes fueron encontrados por Nuño de Guzmán, enemigo de Cortés, y su destino no fue muy diferente al de los perecidos en la tormenta.

En un segundo intento envió Cortés doce naves que al poco tiempo se separaron en el mar, siendo el más importante el navío Concepción. Aquí el segundo al mando Fortún Jiménez se había amotinado y asesinó al capitán del barco, abandonando también a quienes no estuvieran de acuerdo en una costa, malheridos. Fortún siguió navegando hasta llegar al actual puerto de La Paz, donde trataron de tomar por la fuerza a los lugareños resultando muerto Fortún Jiménez. Los pocos supervivientes volvieron a duras penas al navío Concepción con el que navegaron sin rumbo hasta toparse con el mismo Nuño de Guzmán, que volvió a acabar con ellos.

Como era de esperar, Cortés estaba ya harto de que su archienemigo Nuño de Guzmán se interpusiera en sus expediciones, así que en el tercer intento decidió encabezar él mismo una nueva expedición y enfrentar a Guzmán en su propio terreno. Para ello preparó un gran número de tropas para marchar contra Nueva Galicia, de donde Guzmán era gobernador.

Cuando finalmente Cortés llegó a Nueva Galicia, el tremendo ejército que llevaba consigo hizo que Nuño de Guzmán ni siquiera se plantease un enfrentamiento bélico, y decidió recibir amistosamente a Cortés. Viendo la pobreza en la que vivía su enemigo Guzmán, Hernán Cortés parte de nuevo hacia la Bahía de la Santa Cruz, donde estableció una colonia que fue objeto de tempestades y desabastecimiento continuado. Tan mal fueron allí las cosas que los colonos se vieron obligados a volver a Nueva España y abandonar sus nuevos territorios.

Ruta de Francisco de Ulloa durante su expedición
Ruta de Francisco de Ulloa durante su expedición

Con tres expediciones fallidas los ánimos de Cortés y sus hombres no estaban en su mejor momento. Sin embargo, en un último intento de explorar los mares del sur parte de Acapulco una cuarta expedición comandada por Francisco de Ulloa, hombre de confianza de Cortés, que aprovecharía la abandonada aldea de Santa Cruz (actualmente La Paz) como campamento a la ida y a la vuelta. Y esta vez sí consiguieron llegar a su destino, tomando posesión del Golfo de California y estableciendo allí una nueva colonia. En 1540, Ulloa escribe una carta a su amigo Cortés explicándole el éxito de la misión, y comunicando que daba comienzo el viaje de vuelta a casa. Sin embargo, nunca más se supo nada de Francisco de Ulloa ni de los tripulantes que viajaban con él. 

Fin de sus días

Un año después, en 1541 Cortés volvió a España, donde fallecería 6 años después (en Castilleja de la Cuesta) cuando planeaba volver a Nueva España. Actualmente y tras muchos traslados, sus restos se encuentran en el Hospital de Jesús el Nazareno, que él mismo había fundado en Ciudad de México.

Apasionante historia, ¿verdad? El Imperio Mexica fue una de sus más importantes conquistas, pero como has visto no fue la única. Grandes hazañas y aventuras llenan la vida del conquistador Hernán Cortés, hombre que pasará a la Historia de España y del mundo entero.

Dinos en los comentarios qué te ha parecido esta historia, y no olvides visitar nuestra web www.arenaldesevilla.com para ver la más extensa colección de artículos sobre la historia y la bandera de España.

4 comentarios en “La última aventura de Hernán Cortés

  • el 25/01/2021 a las 19:00
    Permalink

    Gracias por su labor divulgativa. Espero que pueda ir a visitarles para hacer alguna compra en tienda al tiempo que les enseño Sevilla a mis dos hijaas “boqueronas” pero que ya son más “gatas” que otra cosa.
    Un abrazo y sigan en esta línea, por favor.

    Respuesta
  • el 14/01/2021 a las 20:03
    Permalink

    Encomiable labor la que desarrollan Vds divulgando nuestra historia.

    Respuesta
  • el 14/01/2021 a las 15:10
    Permalink

    Nos apasiona leer y releer la historia de España. Muchas gracias por vuestra aportación manteniendo vivo nuestro carácter. Un abrazo para todos vosotros desde Madrid.

    Respuesta
  • el 13/01/2021 a las 17:59
    Permalink

    Interesante y muy bien sintetizado. Muchas gracias por mantener viva la historia de nuestra nación.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Idiomas »

Pin It on Pinterest

Share This